• Lunes, 24 de Febrero de 2020

Qué día se pagará y a qué jubilados alcanzará el pago del bono de hasta $5.000


  • Sábado, 21 de Diciembre de 2019

MEDIDA DEL GOBIERNO NACIONAL

El pago del bono alcanzará a los jubilados y pensionados de menores ingresos



La primera cuota del bono de $10.000 que se les pagará a los jubilados y pensionados de menores ingresos se abonará el viernes próximo, 27 de diciembre, según dijeron a LA NACION fuentes de la Anses. Ese mismo día se pagarán los $2.000 a quienes son beneficiario de la Asignación Universal por Hijo. Ambos pagos habían sido anunciados esta semana, como una forma de compensar la caída del poder adquisitivo por efecto de la inflación.

El monto de $5.000 les llegará el viernes 27 a los pasivos que cobran el haber mínimo, hoy de $14.068 (son, aproximadamente, la mitad de los 5,7 millones de beneficiarios del sistema). También lo recibirán quienes tienen una prestación no contributiva, como la Pensión Universal para el Adulto Mayor (en total, son más de 1,4 millones de personas en este grupo).

Además, según explicaron fuentes del Gobierno, se les pagará un monto inferior a los $5.000 a quienes tienen un haber mensual de entre $14.068 y $19.068. La cifra será la necesaria para completar este último nivel de ingresos. De esta manera, se evitará que quienes hoy cobran algo más que la mínima no pasen a cobrar menos este mes y el próximo. Por ejemplo, quienes perciben $17.000, recibirán $2.068, y quienes tienen un ingreso de $18.500, cobrarán $568.

El bono se completará con otro pago en enero, de iguales cifras en cada caso. No recibirán el beneficio quienes son titulares de más de un haber previsional.

La medida deja afuera a quienes, por los aportes que hicieron en su vida laboral, tienen haberes superiores a $19.068. En los últimos años todos los jubilados y pensionados, sin distinción de su nivel de ingresos, tuvieron los mismos incrementos por el sistema de movilidad. Y, por tanto, entre 2018 y 2019 hubo una caída de poder adquisitivo estimada en algo más de 16 por ciento.

El año pasado, en el que la inflación fue de 47,6%, la recomposición por movilidad (el acumulado de las subas otorgadas en marzo, junio, septiembre y diciembre) llegó solo a 28,46%. Este año, para el que se estima que el índice de precios se incrementará un 55%, los aumentos dados acumularon un 51,1%.

Para el año próximo se esperaba una recuperación de poder adquisitivo que abarcaría a todos los pasivos. Ya se sabía que en marzo de 2020 correspondía un incremento de 11,6%, pero el Gobierno decidió suspender por 180 días la aplicación de la ley de movilidad previsional. Por tanto, no se dará esa compensación y, en cambio, habrá una suba decidida por decreto, que se definirá como un monto fijo y no como un porcentaje, lo que provocará que, para los haberes medios y altos, la mejora sea menos significativa.

La política de discrecionalidad en materia de jubilaciones que se derivará de la suspensión del sistema de movilidad, podría ser una nueva fuente de litigios por parte de quienes se vean afectados, ya sea por quedar al margen de las subas, o por recibir aumentos inferiores respecto de los que percibirán otros pasivos.

Fuente: LN

Dejanos tu comentario

Su comentario estará disponible a la brevedad.